28 diciembre 2014

Con Dios y con amo, por favor

  El Papa, el Rey y el Emperador. 
¿Hablamos de la Edad Media?
 ¿Hablamos del reino de Camelot? 
¿Hablamos de la corte de Carlos V? 

No. Hablamos de la España (cuyo nombre oficial es Reino de España y oficioso "La Roja") en el año 2014. 

  Según un estudio elaborado los pasados 16 y 17 de diciembre por Metroscopia y que hoy publica el diario conservador El País, el Papa Francisco es la figura pública más valorada con el 64% de los encuestados. Le sigue el rey Felipe VI con el 49% y la medalla de plata también queda en la casa Borbón, puesto que es para la reina Letizia (con z) ex aequo con el presidente de los Estados Unidos, Barack Obama.

  De modo que la encuesta en una sociedad occidental del siglo XXI traza un retablo renacentista en el que El Papa corona a los monarcas arrollidados ante él. La encuesta podría venir mejor ilustrada con las pinturas de Juan Pantoja de la Cruz (1553-1608) que con gráficos: los monarcas arrodillados y rezando bajo el gran águila bicéfala mientras los sirvientes los miran.

  La pintura que traza la encuesta habla de tiempos anteriores incluso a 1804. El lienzo de la coronación de Jacques-Louis David, nos muestra a la emperatriz arrodillada y al emperador (que como Conan el Bárbaro, llegó a reinar por méritos propios) coronándose a sí mismo. 

  Si analizamos uno por uno los personajes veremos que ninguno de ellos ha sido elegido democráticamente. Representan la Iglesia Católica apostólica y Romana y la monarquía. Es cierto que Obama sí lo ha sido, pero no por los encuestados. A efectos españoles el presidente de Estados Unidos es tan ilegible como el propio Pontífice. Representa el Imperio del bien y el poder

  Porque como sabe cualquier amante de La guerra de las galaxias, a la monarquía de los Jedis se le enfrenta el Imperio del reverso tenebroso. No es de extrañar que el peor valorado entonces sea el Presidente de Rusia Vladimir Putin, repudiado por el 58% de los encuestados y junto a él nuestros enemigos atávicos: los franceses, encarnados en su presidente François Hollande, rechazado por el 18%, y los alemanes (siempre peligrosos en el fondo) en la figura de la canciller Merkel, que obtiene un menos 13 de valoración.

  Me extraña que no esté el Primer Ministro Cameron. Debía tener un lugar en nuestras fobias el gobernante de la pérfida Albión. Será porque ya hay más españoles en Londres que en Albacete.

  Los cuentos infantiles para adultos todavía juegan sobre la misma idea. La lista podría ser inmensa. Podría empezar por Shrek y acabar con El señor de los anillos y sus sagas, que son historias bélicas de reyes  buenos y súbditos contra las fuerzas del mal. 

  El cuadro macroscópico puede ser completado con la pregunta ¿Cuál es la institución más valorada? En el caso de España, de acuerdo con una reciente encuesta publicada en mayo y elaborada por el CIS, eran la Policía Nacional y la Guardia Civil (y eso que todos los guardias civiles dijeron que la Policía Nacional era la menos valorada y a la inversa). Resumamos preferencias de los ciberespañoles del siglo XXI:

 El Papa de Roma, el Rey y la Reina. El Imperio, y la fuerza pública. 

  ¿De verdad nos asusta tanto ser ciudadanos? ¿Se trata de una nostalgia heredada de tiempos que jamás existieron en los que imperaba la ley (divina) y el orden? ¿Se trata acaso de que estamos sometidos a una constante alienación que nos dice: "no aprendas tus derechos, pero mucho menos tus obligaciones"? No lo sé.

  Daré mi punto de vista sin rodeos. Particularmente prefiero a una Sonia Castedo choni e imputada que al Papa Francisco. La primera llegó allí por méritos propios, fueran los que fueran. Fue elegida y (aunque ha costado) puede ser cesada. Castedo y todos los políticos de sus circunstancias pueden ser abominables, pero son en algún caso producto de nuestros errores y pueden ser derogados. 

Equivocados quizá, pero siempre libres.





El humor está aquí, en alguna parte
Síguenos en Facebook y Twitter

3 comentarios:

  1. Desde luego el pueblo español deja mucho que desear en cuanto a su educación en general y en cuanto a la política mucho más. Fueron 40 años de aislamiento y, después, otros 40 casi de deseducación en lo político. Siempre recuerdo en BUP que jamás llegábamos al siglo XX en Historia. Parece como que esa época convenía esconderla lo más posible. De todas formas en ese periódico de la derecha moderada que es El País actual, no podemos en modo alguno descartar que su monarquismo pueda más que las propias ansias de la población. Recuerdo (ne se si tú te acuerdas) un programa hace unos 8-10 años en antena 3 creo que fue sobre: los españoles más importantes de la historia. Se hizo en diversos países de nuestro entorno. En España salió el primero, el más importante español de la historia, Juan Carlos I, el segundo la reina sofía, el tercero creo que Cervantes y el cuarto Don Felipe. No se si Doña Cristina estaba entre los diez primeros. Este resultado venía de llamadas telefónicas durante el programa. El presentador era Jesús Hermida. Queda todo dicho

    ResponderEliminar
  2. Rectifico. He mirado el dato en concreto. Está en Wikipedia y todo: https://es.wikipedia.org/wiki/El_Espa%C3%B1ol_de_la_Historia. El primero el rey campechano, Cervantes segundo, Colón y Sofi de cuarta. Es interesante ver esta lista. Está Suárez y Felipe González por encima de Felipe II o Isabel la católica. Queda todo dicho.

    ResponderEliminar

¡Gracias por tu comentario!